Saltar al contenido
TodoDietas.net

Características de las vitaminas

12/09/2020
vitaminas

Si necesitas conocer las características de las vitaminas, sabes que entre ellas difieren no sólo en su estructura sino también en su función, es decir que cada una de ellas cuenta con funciones distintas sobre el organismo. Todas son importantes porque cumplen funciones vitales. Pero es importante citar las características de las vitaminas porque durante años se han creado mitos sobre ellas que al ser difundidos de generación en generación muchas personas las han evitado.

De hecho uno de los mitos tradicionales afirmaba que consumiéndolas era indefectible el aumento de peso, pues este ya es uno de los mitos desterrados porque ninguna de ellas aporta calorías, por ende no engordan. Por otro lado sí es verdad que el organismo si bien las necesita, esta necesidad es limitada a pequeñas cantidades.

El organismo tiene capacidad de sintetizar solamente algunas de ellas como las vitaminas B3, La D y la K, el resto no puede ser sintetizado por el organismo, lo cual indica la necesidad de ser adquiridas a partir de la alimentación. Como citamos anteriormente cada una cumple una función diferente, por lo tanto ninguna otra puede suplir esa función.

La importancia de estas sustancias tiene que ver con el buen funcionamiento del organismo. De hecho al carecer de cualquiera de ellas dará lugar a padecer enfermedades leves, moderadas y graves. Algunas de ellas como la C, la E y los carotenos son antioxidantes, lo cual significa que cumplen una función protectora contra la oxidación celular, es decir retrasan su envejecimiento prematuro, protegen contra infecciones y bloquean la acción de los radicales libres que se acumulan en exceso.

La vitamina A, específicamente es importante recibirla adecuadamente, ya que su carencia tiene que ver con la ceguera nocturna, mientras que la carencia de la B3 provocará una enfermedad denominada Beriberi. En el caso de la D, la cual esencialmente puede ser adquirida a partir de la exposición al sol, al carecer de ella y sobretodo los niños se encuentran proclives de padecer raquitismo, pero en las personas adultas también es importante su aporte a fin de evitar la osteomalacia.

En cuanto a la C y su carencia provoca una enfermedad llamada escorbuto.
La K es esencial para el bebé recién nacido, ya que su carencia se traduce en la enfermedad hemorrágica del recién nacido además de problemas en la coagulación sanguínea. A pesar de su gran importancia al ser necesarias en cantidades muy reducidas, esta cantidad también tiene que ver con la edad y la actividad cotidiana. Si hablamos de la síntesis, algunos animales tienen capacidad para sintetizarlas, mientras otros necesitan adquirirlas a partir del consumo de ciertos alimentos y otro grupo de animales pueden sintetizarlas en la pared intestinal. Sin embargo los microorganismos, las setas y vegetales sí tienen esta capacidad de síntesis.

Asimismo no se puede dejar de lado la cualidad con que se pierden según el PH y la temperatura, pues ello da cuenta de la importancia de la cocción de los alimentos y su almacenamiento, pues un almacenamiento prolongado también generará su pérdida, pues esta es otra de las características de las vitaminas.